Home » Consejos » Como se hace él te
Como se hace el te

Como se hace él te

El té es considerado una de las bebidas más antiguas, durante muchos años se arraigado la costumbre de tomarlos por sus diversos beneficios y propiedades curativas. Todo esto, gracias a todas las propiedades que tienen diversas plantas, raíces y hasta flores. Una taza de té puede ser milagrosa y por esa razón hoy te mostraremos como realizarlo.

La manera más conocida realizar el té es la más común en todo el mundo. Es muy fácil y sencillo hacerlo, simplemente deberás tener mucho cuidado.

Primeramente deberás:

Hervir el agua:

Vierte la cantidad de agua que consideres necesaria para ti en una olla corriente, deja hervir el agua. Es importante que tomes en cuenta que mientras menos sabor tenga el agua mejor quedará tu té. La mejor agua para prepararlo es la embotellada o filtrada, nunca utilices agua destilada. Si vas a utilizar agua del grifo, una vez que hierva déjala reposar por 10 segundos antes añadir el té. Es importante que solo se hierva una sola vez el agua, ya que si recalientas los niveles de oxígeno en el agua disminuirán y no tendrá un buen sabor.

Precalentar la taza de té:

Esto ayudará a que baje la temperatura del agua apenas la coloques. Agrega un poco de agua hirviendo a las tazas individuales (las tazas de cerámica y porcelana retienen muy bien el calor). Deja que el agua repose hasta que la taza esté tibia y luego vacía el agua y procede rápidamente al siguiente paso.

Colocar el té al fondo de la taza

Puedes utilizar tu bolsita de té preferida y una o dos cucharaditas del sabor de té de tu preferencia. Es importante que si estás acostumbrado a utilizar estas bolsitas, asegúrate que están frescas, porque están comercializadas y pueden de vez en cuando traer trozos de hojas que pueden ponerse rancias, a diferencia de las hojas naturales.

Agregar el agua caliente

Procede a añadirla sobre el té. Es importante que calcules bien según el té que añadiste. Por ejemplo, si añadiste 5 cucharaditas de té, añade 5 tazas de agua. Todo dependerá de cuando quieras realizar. La temperatura perfecta del agua va a variar en base al tipo de té que se deje en infusión. Mientras más fermentado sea el té (por ejemplo, el té negro), el agua debería estar mucho más caliente, en diferencia de los tés menos oxidados (el blanco o el verde) deben dejarse en infusión en agua que no esté muy caliente.

Dejar el té en infusión

Es importante que tapes el té una vez realizados todos estos pasos para retener el calor. Es indispensable recalcar que el té de hoja entera debe dejarse mucho más tiempo en infusión que el té de hojas quebradas. Por esto, es muy importante que si vas a tomar tés de sobre, leas muy bien las instrucciones para que te asegures de hacer un té increíble, recuerda siempre que estos pequeños detalles, pueden hacer una gran diferencia.

El té es considerado una de las bebidas más antiguas, durante muchos años se arraigado la costumbre de tomarlos por sus diversos beneficios y propiedades curativas. Todo esto, gracias a todas las propiedades que tienen diversas plantas, raíces y hasta flores. Una taza de té puede ser milagrosa y por esa razón hoy te mostraremos como realizarlo. La manera más conocida realizar el té es la más común en todo el mundo. Es muy fácil y sencillo hacerlo, simplemente deberás tener mucho cuidado. Primeramente deberás: Hervir el agua: Vierte la cantidad de agua que consideres necesaria para ti en una…

Valoración

Valoraciónes : 4.5 ( 1 votos)

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

No te pierdas

Consejos para escribir un libro de ficción

Consejos para escribir un libro de ficción

La ficción es una supuesta realidad que se fabrica en las obras literarias, historietistas, cinematográficas, ...